jueves, 11 de agosto de 2011

Vino y cerveza (relato clásico)



A veces se dice que las diferentes personalidades de los altos elfos y los enanos pueden tener mucha relación con sus bebidas tradicionales preferidas, el vino y la cerveza. mientras los elfos prefieren los vinos delicados y los paladean cuidadosamente, sorbiendo de copas de cristal, los enanos engullen ruidosamente grandes cantidades de cerveza espumosa, deteniéndose solamente para eructar ruidosamente y pedir a gritos más.

Este contraste no pudo ser más evidente que durante la visita del Rey Fénix elfo Bel-Shannar a Karaz-a-Karak, donde según el viejo Libro del Honor, el rey elfo obsequió al rey enano Snorri Barbablanca con un único barrilito de vino de Ellyrion, de una cosecha tan rica y preciada que el coste de un único vaso hubiese arruinado a cualquier noble alto elfo.

El rey enano, ansioso de mostrar su opinión, desfondó el barril con su hacha y engulló todo su contenido de un trago, derramando bastante cantidad por su barba mientras sus compañeros enanos rompían a reír ensordecedoramente. Lo que opinaron los refinados cortesanos elfos de esta demostración de modales no está registrado. Sólo podemos imaginar lo que pensó el rey elfo de los doce barriles de cerveza enana "Quemaentrañas" y del recuerdo en forma de una jarra de cerveza de dos litros enana que recibió a cambio. 

2 comentarios:

  1. interesante historia y me imagino de la tremenda resaca q tubo ese pobre rey elfo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mucho menos dulce que la que tuvo el rey enano. xD

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...